lunes, 14 de septiembre de 2009

CRÓNICA DEL CULTURAL Y DEPORTIVO VERANO DE 2009. PRIMERA PARTE

Pues sí, se va acabando el verano, y llega la hora de las valoraciones. Ante todo, un afectuoso saludo a los amigos que nos seguimos vía internet, y hasta nos encontramos de verdad. Que así siga por mucho tiempo.

A lo que íbamos, que tras la Carrera y Marcha de Trajano en el mes de Junio, frenamos un poquito, a lo que siempre ayuda las altas temperaturas. Rosalía no se lleva nada bien con tal circunstancia climatológica, y además, hace unos años me dio un buen susto con una bajada de tensión en el Cross Playas de Sánlucar, motivos todos por los que nuestro verano invierte el objeto de nuestro club, y pasa a ser más cultural que deportivo. A las pruebas me remitiré.

En primer lugar, comentar que el verano es propicio para hacer cursos, de verano claro está. Algunos se van a Santander a la Universidad Menéndez Pelayo, otros a Baeza a la Universidad Internacional de Andalucía, y nosotros elegimos este verano la Academia 4x4 Dance, en Utrera, donde hemos realizado un Curso Intensivo de Bailes Latinos, especialmente Salsa. Su profesora, Elisabeth Nieto, que es un encanto y baila de forma espectacular, ha hecho que nos guste aún más, si cabe, esta modalidad deportiva-cultural-social-lúdica. ¡Otro palo más que tocamos!

Mientras tanto, alguna carrerita por Utrera con la fresquita (a la tarde me refiero), alguna que otra por Trajano por los caminos que dan a la Autopista los fines de semana, algún partido familiar de baloncesto con los niños, y también tenis de mesa con en el recién inaugurado Parque del Muro, al lado de donde vivimos.

Después, el magnífico Campamento de Padres y Madres con Hijos e Hijas, primera edición celebrada entre los días 26 de Julio y 1 de Agosto en El Bosque (Cádiz). Allí, y como no podía ser menos, rutas de senderismo, piscina, juegos, gynkanas, piraguas, veladas nocturnas, paseos, y algunas carreras entre el Bosque y Benamahoma por el Río Majaceite ¡De lujo! Eso sí, las rodillas un poco resentidas, pero nada grave.

A partir de aquí, de vuelta al trabajo, pues debía trabajar hasta el día 21 de Agosto, mucha calor, mitigada por las lecturas de varios libros que me estaban esperando desde hacía ya cuatro meses, y sobre todo por tres noches no consecutivas de Conciertos en los Reales Alcázares de Sevilla, que recomendamos. Allí vimos y oímos, a Rania, Arte Factum y Xanarte, muy buenos todos en sus estilos, es decir, saferdí, antigua y flamenco, respectivamente. Al concierto de Rania llevamos a los niños, que se portaron muy bien y aguantaron, que ya es mucho. Sólo la excursión nocturna al Alcázar merece el precio de la entrada (cuatro euros).

En esto que a principios de Agosto algunos amigos del Club Utrerano de Atletismo, liderados por el gran senderista Pepe Cuenca, organizan, y por supuesto nos apuntamos, una ruta de senderismo nocturna a la luz de la luna llena, por la Vía Verde de Coripe hasta Zamafragón y descanso con bocadillo en una fuente-abrevadero junto a un menir prehistórico. Casi trienta personas entre mayores y niños. Éxito absoluto. Los niños, fenomenales, a pesar de los más de doce kilómetros de recorrido. Esa noche dormimos como un tronco, todos. Repetiremos a la menor oportunidad.

Los sábados, y es una tradición familiar a causa de un verano muy difícil en el que no hubo vacaciones, a Sanlúcar de Barrameda, nevera y bocata la mayoría. Estábamos pendientes de ver siempre el día que organizan el Cross de la Playa. Este año no veíamos la convocatoria, así que un día en el que nos apuntamos para ir a correr a Rota por la Playa, y viendo que ya no llegábamos porque íbamos muy justos de tiempo, nos paramos en Lebrija a desayunar churros (calentitos se dicen en mi Pueblo) y después nos fuimos a hacer nuestra particular carrerita del Cross de Sanlúcar mi campeona y yo. La gente nos miraba un poco raro con nuestra flamante y llamativa equipación verde manzana, pero nosotros a lo nuestro. Es necesario tomar decisiones sobre la marcha... En este caso, salió bien. Jornada muy agradable.

Uno de esos sábados de Agosto, por Sánlucar empiezo correr desde Bajo de Guía, en esta ocasión yo solo, y paso las Piletas, y un chiringuito nuevo "El Africano", y otro chiringuito muy moderno y con gente vestida de blanco, creo que se llama "El oriental", y sigo corriendo, veo de lejos el Faro de Chipiona, y bueno, que me encajo en un sitio que se llama Corral Montijo, en el término de Chipiona, que es como un cerrado de piedra artificial a modo de camino de algo más de un metro, y vuelta para atrás. Hora y media corriendo sin camiseta. No me quemé mucho porque iba bien protegido y embadurnado, pero muy buena carrera. ¡Lástima que no llevara la cámara!

Ya de vacaciones, el fin de semana del 22 y 23 de Agosto nos fuimos a Ronda. Estos días a penas hicimos nada de deporte. Coincidió además mi donación anual de sangre en Trajano y me vino un poco de bajón. Descanso, paseos, piscina, y una excursión a las ruinas romanas de Acinipo. Ronda es una ciudad preciosa, sorprendente diría yo, con sus tópicos taurinos y de bandoleros, diría que convive con ambos, pero Ronda es mucho más y hay mucho más. Monumental, paisajística y cultural. Las ruinas romanas, muy ruinosas, nada que ver con Baelo Claudia en Bolonia, muy cerquita de Tarifa, en Cádiz, y que sí están bastante bien.

Y despúes de Ronda, a nuestro querido Trajano a pasar el resto del verano, sin internet y casi sin que suene el teléfono. Bueno, termino aquí esta primera crónica, que si no va a ser demasiado larga si no lo es ya.

Ahí van algunas fotos, pruebas gráficas de lo comentado.

El Presidente y la Secretaria, con Eli Nieto.

Eli en Coria del Río con sus alumnos.



Ruta en la Vía Verde. Aún de día tras pasar un túnel.



Rosalía y Diego, a la luz de la luna llena.



Diego en el Teatro de Acinipo.

1 comentario:

  1. Os lo montais de lujo!! Eso es bueno, siempre disfrutando...

    Saludos y abrazos!

    ResponderEliminar